La compra de propiedad raíz con fines de arrendamiento, no siempre resulta ser una inversión tan rentable y segura como quisiéramos. Ignorar las condiciones reales del mercado o desconocer el potencial comercial del inmueble, son asuntos que nos pueden llevar a experiencias poco agradables. 

Las inversiones en propiedad raíz exigen tomar la decisión acertada en el momento indicado. Por eso, antes de adquirir un inmueble destinado al arrendamiento, te invitamos a conocer las respuestas a tres preguntas básicas que siempre debes hacer:

¿Cuál inmueble debo comprar?

Define un presupuesto y unos sectores de interés para ti. Reúnete con una inmobiliaria experta para que te ayude a elegir correctamente cuáles inmuebles podrían arrendarse con más facilidad y a mejor precio, en el sector de la ciudad que te interesa.

¿Qué me conviene más, inmueble nuevo o usado?

Partiendo del capital que pienses destinar a la compra de tu propiedad, una inmobiliaria experta te ayuda a hacer una comparación objetiva entre estas dos opciones, porque conoce las tasas de crédito y los subsidios vigentes y puede calcular los plazos para el retorno de tu inversión, así como el nivel de riesgo aproximado en ambos casos.

¿Cómo logro que mi inversión sea más rentable?

Existen varios factores que pueden mejorar los ingresos provenientes del canon de arrendamiento. Busca la asesoría de una inmobiliaria experta, porque esta puede realizar una gestión más rentable de tu inversión, encontrar las alternativas más convenientes y encargarse de la administración del contrato de arrendamiento con mayor eficacia y seguridad. Cuida tu dinero, no intentes manejar todo por tu cuenta.

Solo una inmobiliaria experta te ofrece las estrategias más exitosas para administrar el contrato de arrendamiento de tu propiedad.