Ser el orgulloso dueño de uno o varios inmuebles para arrendar trae consigo muchos beneficios, que se pueden dejar de percibir si la administración de los mismos no es la correcta o presenta falencias.

Aún contando con un buen contrato el inquilino puede incumplir, y quizás no lo sabías, pero no todas las reparaciones son responsabilidad del propietario, entonces necesitas la asesoría de una inmobiliaria experta.

Cuando el inquilino realiza reparaciones por cuenta propia, el propietario pierde el control sobre los gastos generados y el inmueble se expone a daños.

Analicemos el siguiente caso:

En un edificio del sector Laureles, Medellín, una inundación en el apartamento 201 generó una filtración en el apartamento 101. Ambos inquilinos le solicitan a sus propietarios que realicen las reparaciones correspondientes pero ellos desean conocer de donde provino el daño antes de decidir si es su responsabilidad atenderlo.

Pasan unas cuantas semanas y aún no se determina la fuente del problema ¿Cuánto tiempo podrán tardar los inquilinos en encontrar un solución?

Más que un asunto de mantenimiento, la falla se presenta en la gestión del inmueble. Las dilataciones en procesos tan sencillos pueden afectar gravemente al propietario.

La recomendación para prevenir situaciones similares, es que el propietario cuente con el respaldo de una inmobiliaria experta para la administración de sus inmuebles. Pues las empresas inmobiliarias son mucho más que vendedoras, cuentan con profesionales orientados al servicio, que conocen el funcionamiento del sector y de la ley.

Además entienden las necesidades tanto del propietario como del inquilino, y buscarán que ambas partes estén satisfechas sin violentar el contrato o causar molestias a los vecinos. 

Solo una inmobiliaria experta te ofrece las estrategias más exitosas para administrar el contrato de arrendamiento de tu propiedad.